Otros Artículos

Noticias gira por Tampico y Reynosa

“Hay que variar la estrategia”Durante la promoción de su libro “Un futuro para México”, los autores abordaron una serie de temas torales para salir adelante, como es la colaboración entre el Gobierno Federal y los gobiernos estatales y municipales.Milenio TampicoEduardo AriasJue, 19/08/2010 – 08:55 Tampico.- La Policía Única, convertir la Secretaría de Gobernación en Secretaría de Seguridad carente de tintes políticos, así como hacer lo pertinente en materia de seguridad, fueron temas que se abordaron durante la entrevista que Jorge Castañeda y Héctor Aguilar Camín concedieron a MILENIO Tampico.En el tema de la seguridad, recientemente en la intervención de Diálogos por la Seguridad, hablaban de criticas hacia el presidente Felipe Calderón, porque de alguna manera se va sesgando la información, no hay información muy clara entorno a los acontecimientos que tienen que ver con la inseguridad. ¿Qué podríamos abordar?Lo que nosotros proponemos en el libro es una política de seguridad que está hecha de varias piezas y que nos parecen cada vez más pertinentes: primero, crear una Policía Única en el país, ya que está visto que las policías locales, municipales y estatales, son el eslabón débil de la cadena.Luego convertir el ministerio hasta la Secretaría de Gobernación en una Secretaría de Seguridad, de manera que pierda o abandone sus aspectos políticos que finalmente no funcionan bien y se concentre en el tema de esta policía única y de este Código Penal único. Y luego proponemos otras cosas como el tema de variar un poco la estrategia y perseguir sobre todo los efectos nocivos del narcotráfico sobre la población, más que sólo el tráfico o el consumo de estupefacientes y en ese camino pensamos que hay que considerar con seriedad el tema de la legalización de las drogas en sus distintas características droga por droga.Esto que lo escribimos el año pasado, parece adquirir una fuerza mayor ante la crisis que vivimos de los gobiernos locales que están realmente sacudidos por la inseguridad como es el gobierno de Tamaulipas, se ven realmente indefensos, incapaces de dar una respuesta local a esta crisis.Nos parece que sólo la colaboración seria y decidida de los gobiernos locales con el federal, en el rumbo que nosotros pensamos que es el correcto, puede empezar a poner las bases de una solución para el problema fundamental, que no es el narcotráfico, sino la inseguridad en que se quedan los ciudadanos por las luchas, las guerras de las bandas de narcotráfico entre sí y de las fuerzas de seguridad públicas contra las bandas del narcotráfico. El problema fundamental es la inseguridad de los ciudadanos, no es el consumo de drogas.La propuesta de la Policía Única, ¿podría ser una buena alternativa, si hemos visto que la corrupción penetra en las más altas esferas de las policías federales principalmente y de ahí hacia abajo?No es una alternativa perfecta, pero no hay alternativas perfectas; lo que nosotros sostenemos es que es preferible a lo que tenemos, a saber que tenemos 250 a 300 mil policías municipales, 100 mil policías estatales y sólo 30 mil policías federales hoy en el país, y los 30 mil habría que ver si realmente existen. Es decir, ante la total disfuncionalidad de las policías municipales y estatales, pensamos que una policía nacional única que sustituya las estatales y municipales es preferible. ¿Va a ser perfecta? ¡No! ¿De repente se va a convertir en una isla de honestidad, en un mar de corrupción? ¡No! ¿Va a ser eficiente, va a ser fantástica? ¡no!Pero va a ser mejor que lo que tenemos porque si podemos formar a policías a lo largo de seis meses o un año y pagar lo que cuesta, pagarles bien y pagar bien su formación, su entrenamiento, su equipo, su red de asuntos internos, transparencia, rendición de cuentas, fiscalización, todo eso, armamento, frecuencias comunes, todo el asunto, eso es mejor que lo que tenemos.Cuesta mucho dinero, toma bastante tiempo, pero entre más pospongamos su inicio, más va a prolongarse el tiempo para lograrlo.Es lo que nos viene pasando desde el 99, cuando Zedillo crea la Policía Federal Preventiva, lue-go Fox trata de desarrollarlo, no puede; Calderón lleva cuatro años y tampoco ha podido. ¿Por qué? Porque no se ha tomado la decisión definitiva, irreversible y radical de irlo haciendo.Y como planteamos en el libro Héctor y yo, que cada gobernador diga si quiere o no; si no quiere el gobernador Hernández pues no y ya, y Tamaulipas no.Ah y eso sí, si se le ofreció que la Federación se hiciera cargo de la seguridad en Tamaulipas y el gobernador Hernández (ya de salida) dice que no, entonces él es el responsable de darle seguridad a los habitantes de Tamaulipas porque el que no quiso fue él, y sí Tamaulipas dice que sí, entonces la Federación se hace cargo. Sería un gran paso adelante, -insisto- caro y lento. En el evento de Diálogos por la Seguridad, ¿se hizo algún reclamo en el sentido de que no ha habido claridad todavía en torno al que fuera candidato del PRI al gobierno de Tamaulipas, Rodolfo Torre Cantú?Hay que decir, que lo que pasa con el asesinato del candidato del PRI, virtual gobernador del estado de Tamaulipas, es lo mismo que pasa con el 95 por ciento de los asesinatos que hay en México de gente prominente y de gente desconocida, no hay la investigación criminal (y no de ahora, de siempre) que garantice el castigo de esos homicidios.Un homicidio en México tiene 95 por ciento de probabilidades de no ser castigado nunca y no de ahora, es una vieja historia de impunidad mexicana, de manera que hay ahí un agujero enorme que ahora se nos hace más visible por la visibilidad de los crímenes y es una responsabilidad de los gobiernos locales, pues son los que tienen la responsabilidad de perseguir los delitos del fuero común como el homicidio, el secuestro, el robo; es el agujero de la justicia que es responsabilidad de los gobiernos locales.Que esté asociado a un delito federal el asesinato del candidato del PRI al gobierno de Tamaulipas, no exime al gobierno local de la investigación; mientras no haya la actitud política de colaborar y de compartir la responsabilidad de la inseguridad, no vamos a avanzar. Que esta idea de la Policía Única y del Código Penal Único salga de la voluntad de los gobiernos locales.Demasiada concentración del poderViernes, 20 de Agosto de 2010Jesús Rivera La Prensa de ReynosaPara los analistas Héctor Aguilar Camín y Jorge Castañeda Gutman, uno de los problemas más graves del país y una de las decisiones que tendrá que tomar el Gobierno si es que se quiere crecer y consolidarse como un país próspero y equitativo, es la tremenda concentración de poder.“En México no crecemos porque el poder está demasiado concentrado en los monopolios públicos, en los oligopolios privados, en los monopolios sindicales, mediáticos o políticos.El poder está demasiado concentrado, no se puede entrar a los mercados, no se puede entrar a la arena electoral, a la sindical, y mientras no se abran estos mercados, mientras no se destraben, no vamos a crecer como queremos”,-subrayó Castañeda.Durante la presentación de su libro “Un Futuro para México” ante empresarios, alumnos del TEC Milenio y maestros, precisaron que para crecer se necesitan cambios muy puntuales, algunos constitucionales, como permitir la inversión privada en PEMEX y algunas leyes secundarias, como las candidaturas independientes a los cargos de elección popular.Un segundo punto contenido en el ensayo sobre el futuro del país sugiere la búsqueda de oportunidades, tecnologías y recursos de economías fuertes, como Estados Unidos.El libro retoma una idea de Santiago Levy en el sentido de abandonar el viejo sistema de vincular la protección social con el empleo formal, dado que casi la mitad de los mexicanos en edad productiva realiza actividades informales.“Por eso se inventó un sistema de parches -dijo Castañeda-, con programas como Oportunidades, Seguro Popular, Setenta y Más, Embarazo Saludable, para todos los mexicanos que no tienen un empleo fijo, y eso desarticuló los incentivos, promovió la informalidad y dejó a mucha gente fuera de los circuitos de la economía formal.Levy propuso un piso mínimo, único y universal para otorgar seguro médico, pensión, seguro de desempleo e invalidez, financiado por el fondo fiscal, es decir, los impuestos”.La propuesta concreta es aplicar un IVA generalizado, incluyendo en la frontera, del 16%, pero si es necesario podría subir al 17 y 18%. Como cuarto punto se sugiere establecer una policía única y un código penal único en el país, así como la legalización de las drogas.Sin embargo, “ninguna de estas reformas son posibles si no nos dotamos de instituciones políticas necesarias para tomar decisiones”,-consideró.En tal sentido, el excanciller de México durante el sexenio de Vicente Fox, Jorge Castañeda, destacó que se debe llegar a acuerdos para que haya una Presidencia democrática fuerte, con una mayoría en las cámaras con capacidad de modificar la Constitución y que el país pueda avanzar.En este punto, la propuesta es establecer las figuras de reelección de diputados y senadores y el referéndum, lo cual haría posible aplicar cambios a la constitución en temas de fondo.“Eliminar, suprimir la fórmula de sobrerrepresentación en la Cámara de Diputados y si se puede, en la de Senadores para que (el Presidente) pueda gobernar, que el país le de un mandato al Presidente para cambiar las cosas.Si lo hace mal, a los tres años le quitamos ese mandato al cambiar la mayoría, pero démosle chance al que elijamos de tener un mandato y poner en práctica sus programas”.Héctor Aguilar Camín enfatizó sobre el tema de la inseguridad, donde la propuesta es la creación de una policía única y una Secretaría del nivel de la de Gobernación dedicada al tema de seguridad.Argumentó que el tema de la delincuencia, de la inseguridad es una responsabilidad fundamental de los gobiernos locales, ya que los Estados deben perseguir los delitos como homicidios, secuestro, extorsión.Reforzó la visión de legalizar las drogas como una forma de reducir los márgenes de ganancia de la delincuencia organizada. Por la tarde, se reunieron con empresarios locales en una comida privada.Al término de ésta, Jorge Castañeda accedió a una entrevista con LA PRENSA sobre las distintas opiniones y la retroalimentación obtenida durante los eventos que tuvieron en esta Ciudad.“Vimos por un lado un elevadísimo nivel de irritación, de desesperación, de frustración por la situación de inseguridad y violencia que impera en la Ciudad, pero por el otro un constante orgullo y una voluntad de presentar las enormes ventajas y virtudes de esta comunidad, una comunidad pujante donde hay problemas y al mismo tiempo avances, que es la parte contradictoria.Nos llevamos un sentimiento así, un poco compartido, un poco dividido en el sentido de que sí hay muchísimos problemas y retos, pero al mismo tiempo hay muchas luces que quizá en el momento actual no se ven, pero ahí están”.-Desde la perspectiva de ustedes como analistas políticos, ¿cómo ven la transición, las elecciones del 2012? -“Lo que comentábamos aquí mucho es que hay mucha gente que piensa que el PRI va a volver automáticamente al poder y que el candidato del PRI va a ser Enrique Peña Nieto.Yo por lo menos tengo mis dudas de ambas cosas. No está dicho que Peña sea el candidato y no está dicho que el PRI gane con él o sin él, porque de aquí al 2012 hay muchas cosas que pueden suceder.La economía se está recuperando, lentamente, más lentamente de lo deseable, pero se está recuperando. No es imposible que el Presidente Calderón meta goles en su guerra contra el narco, no es imposible que la violencia empiece a bajar y que eso le permita recuperar cierto nivel de popularidad que luego pueda transferir a un candidato del PAN”.-¿Quién se perfila para ser el candidato de Calderón? -“Yo no lo sé. Lo que sí creo es que, con toda razón, va a tratar de apoyar a su candidato y me parece la cosa más legítima del mundo, es el panista más distinguido del país, la persona que más ascendiente tiene hoy dentro de su partido y me parece lógico que quiera apoyar al candidato que él decida que es el mejor.¿Quién es? No tengo ni la menor idea”. Aguilar Camín, por su lado, se pronunció a favor de que la sociedad discuta la serie de planteamientos que se han hecho, como la legalización de la droga y la segunda vuelta en la votación para Presidente de la República.“Hay que discutirlo, la sociedad tiene que decidir y luego los políticos tienen que ir encontrando sus posiciones, pero lo importante es abrir el debate”.-¿Qué tanto han visto ustedes de apertura del actual gobierno? -“¿Al debate? Me parece que se abrieron y es una posición muy buena.A la legalización, es un debate lleno de matices porque implica distintas cosas. Lo importante es abrir el debate y medir en costos cuánto nos cuesta legalizar las drogas y cuánto nos está costando perseguirlas”.-¿Cuánto ha costado la persecución hasta ahora? -“Por lo pronto, 28 mil muertos”.

20 agosto, 2010

About Author

jorge


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Facebook feed
7 hours ago
Fotos de biografía

Esta noche en #EsLaHoraDeOpinar debatiremos sobre el espionaje telefónico, y la posición de México ante #Venezuela.

A las 10, por FOROtv.

LIKE
LOVE
HAHA
WOW
SAD
ANGRY
« 1 of 10 »
Sígueme en Twitter
Suscríbete al newsletter

Recibe notificaciones de nuevas noticas vía correo electrónico.

Aviso de privacidad