Hugo Chávez toma medidas exclusivamente en función de sus necesidades políticas internas

“Las cementeras Holcim, de Suiza, Lafarge, francesa y sobre todo Cemex enfrentan una situación muy difícil. Al parecer Holcim llegó a un acuerdo de indemnización no perfecto, no suficiente pero aceptable”, comentó Jorge Castañeda, analista político, durante el programa “Fórmula de la Tarde”.Cabe recordar que el gobierno del presidente Hugo Chávez tomó el lunes las instalaciones de Cemex en Venezuela, después de no lograr una negociación para nacionalizar la cementera.Castañeda consideró que el presidente venezolano Hugo Chávez “toma medidas exclusivamente en función de sus necesidades políticas internas”.Explicó que el cemento es considerado como un producto de primera necesidad y el presidente Chávez decidió bajar los precios y una manera de bajarlos sería nacionalizando. Posteriormente viene el planteamiento de cuánto estaba dispuesta Cemex a aceptar como una indemnización por esta nacionalización y no se llegó a un acuerdo.Finalmente Jorge Castañeda consideró que ahora puede que las negociaciones sigan, que la empresa este tomada y no se la devuelvan al presidente de la cementera, Lorenzo Sambrano, pero se pueda llegar a un acuerdo de indemnización que se acerque a lo que Cemex considera, son el valor comercial de los activos.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.